en portada

sumario

categorías:

  • audiovisuales
  • colaboraciones
  • personales
  • textos ajenos
  • cronología:

    <Enero 2018
    Lu Ma Mi Ju Vi Sa Do
    1 2 3 4 5 6 7
    8 9 10 11 12 13 14
    15 16 17 18 19 20 21
    22 23 24 25 26 27 28
    29 30 31        


    "Lo que buscas existe
    dentro de lo que encuentras."


    Benjamín Prado dixit.


    "Con los recuerdos de otra memoria me sentaré tranquilamente y dejaré... que el tiempo me alcance".

    Daniel Melero

    ...y de fondo: Used songs (cd), Tom Waits
    -----------------------------------------------------------------------

    "Héctor Berlioz (1803-1869) se enamoró de una joven actriz irlandesa, Harriet Smithson, que representaba diferentes personajes de las obras de Shakespeare: Julieta, Ofélia, Desdémona,... La actriz, rechazando todos los elegantes intentos de acercamiento por parte de Berlioz, aumentaba su esplendor a los ojos del músico hasta el punto de llegar a ser aniquiladoramente deslumbrante. Temiendo que el desesperanzado amante se suicidase, sus amigos Chopin y Liszt registraron durante toda una noche un conocido barrio de París, en dirección al cual se había visto a Berlioz completamente fuera de sí. La Sinfonía Fantástica es expresión de esta volcánica pasión que Berlioz sentía por Harriet.

    Algunos años más tarde, el músico, ya famoso, consiguió el amor de su adorada. Su anhelado ídolo llego a ser su mujer. El sueño se hacía realidad. Pero..., la realización del sueño no alcanzó la imagen o anhelo soñado. La situación devino exageradamente desilusionadora."

    (Adaptado de El principio esperanza, de Ernst Bloch) ==> ver comentario 1


    2003-03-25 | categoría: textos ajenos | enlace | 1 comentarios | imprimir

    etiquetas:



    Referencias (TrackBacks)

    URL de trackback de esta historia http://xdreus.blogalia.com//trackbacks/6455

    Comentarios

    1
    De: xdreus Fecha: 2003-03-25 22:06

    El filósofo alemán Ernst Bloch, en su libro El principio esperanza, defiende que el impulso más importante del hombre no es la sexualidad, como afirma Freud, sino que por debajo de ésta late un móvil más básico y fundamental: la esperanza. La esperanza es el motor de la actividad humana: conduce a iniciar caminos, a elaborar sueños de un mundo mejor, a ir siempre más allá, a evitar enquistarnos y detenernos.

    El desnivel entre el deseo y su realización -si es que realmente se da-, ¿se explica por la acción de la esperanza, que nos lleva constantemente a idealizar la persona o la cosa deseada?

    Nota: Extraído del Ágora de debates



    Nombre
    Correo-e
    URL
    Dirección IP: 54.234.0.2 (5530fdcf24)
    Comentario
    ¿Cuánto es: mil + uno?

    © 2003 - 2013 xdreus

    Xavier Alfonso Benavent
    Powered by Blogalia ecoestadistica.com original feed